HIPÓLITO O LA MIRADA DE HIPÓLITO

  • HIPÓLITO O LA MIRADA DE HIPÓLITO
    HIPÓLITO O LA MIRADA DE HIPÓLITO
  • HIPÓLITO O LA MIRADA DE HIPÓLITO
    HIPÓLITO O LA MIRADA DE HIPÓLITO
  • HIPÓLITO O LA MIRADA DE HIPÓLITO
    HIPÓLITO O LA MIRADA DE HIPÓLITO
  • HIPÓLITO O LA MIRADA DE HIPÓLITO
    HIPÓLITO O LA MIRADA DE HIPÓLITO
  • HIPÓLITO O LA MIRADA DE HIPÓLITO
    HIPÓLITO O LA MIRADA DE HIPÓLITO

La acción comienza con la muerte de Hipólito, rememorada por su madrastra, Fedra. Mientras la luminosa tarde declina, Fedra queda sola y aislada en su casa, y la obsesión y el arrepentimiento, la culpabilidad y la inocencia brotan de su alma buscando todavía la mirada de su hijastro Hipólito. Como los ojos de su joven amado, también el recuerdo huye hacia la oscuridad, fundiéndose con la vergüenza y el deseo, para ser así una misma cosa en el cuerpo de Fedra. Al recuerdo del amor imposible hacia Hipólito van dirigidas sus últimas palabras, llenas de desolada pasión y desesperanza.

Espectáculo a partir de textos de Iannis Ritsos, P.Olov Enquist y Antonio Morcillo. Estrenado el 30 de diciembre de 2011 en el  Teatre Casal de Vallromanes (Barcelona). Premio a la mejor interpretación en el Festival Cenit 2012_Certamen Internacional de Nuevos Investigadores Teatrales (Sevilla).

Producción de perpetuummobile con el soporte de la Generalitat de Catalunya y la colaboración de Tanzfabrik de Berlin y la Fàbrica per a la creació Fabra i Coats de Barcelona.

Información del espectáculo: DOSSIER  

Clip y fotos del espectáculo:Vimeo  l  Flickr

Crítica de Carlos Gil Zamora en el GARA el 23.02.2015

critica.2015

• 20/02/2014

Comments are closed.